Los escenarios del Liverpool vs Barça

Una Vuelta poco clara

El Barcelona tiene un pie en la Final de la Champions League. La ventaja (3-0) en la Ida parece definitiva, más cuando Liverpool disputará la Vuelta sin tres elementos de peso.

Naby Keïta salió lesionado de Camp Nou y no estará disponible; Mohamed Salah se lastimó el viernes y tampoco jugará; mientras que Roberto Firmino recayó de un problema muscular.

Esto deja a los Reds aún más vulnerables, lo cual nos genera distintas opciones para cada equipo:

Liverpool
1.- Jürgen Klopp es un tipo ofensivo y hará lo que esté en sus manos para dejar un marcador global más decoroso, así que sale con lo mejor que tiene disponible e intenta hacerle daño al Barcelona de una manera u otra.

2.- Los Reds aceptan que no hay manera de remontar y salen a manejar el partido de la mejor manera, sin lanzarse con todo al frente y sin dejarle muchos espacios a los catalanes. Simplemente, a cumplir cabalmente durante 90 minutos.

3.- Una mezcla de los dos anteriores. Los ingleses buscan mantener las cosas parejas en la primera mitad, y en el complemento entienden que da igual perder el global 3-0 o 6-0, por lo que salen a dar y recibir.

Barcelona
1.- Sale a cuidar la ventaja. Después de todo, el 3-0 es suficiente como para sólo manejar el trámite del partido. Invita al Liverpool a atacar y busca aprovechar los espacios con la velocidad de Messi y Suárez.

2.- Los Culés saben que un gol es suficiente para liquidar la eliminatoria, por lo que buscan marcar a como dé lugar. Y una vez cumplido el objetivo, bajan las revoluciones y se relajan, cuidando lesiones o algún tipo de baja considerable de cara a la Final.

3.- El Barça, consciente de que los británicos no tienen potencial suficiente para remontar, atacan desde el inicio con el fin de hacer puré a su rival y redondear su pase a la Final con una goleada en Anfield.

¿Qué combinación les gusta más?